Buscar
  • epigmeniorc

Pepé y Brutus, los nómadas rodantes

Actualizado: 29 sept


José de Jesús Lomelí Contreras, mejor conocido como Pepe, tiene 33 años y es un orgulloso tototlense. El 17 de enero pasado montó su bicicleta con muchos sueños y lo mínimo indispensable e inició un viaje que lo llevó a recorrer todo el sureste mexicano acompañado de Brutus, su fiel compañero.


La motivación de estos nomadas rodantes comenzó gracias a un: nos sentimos bien mexicanos y no conocemos nuestro propio país.


Después de trabajar y juntar dinero durante la pandemia, salió de casa con 10 mil pesos, que fueron suficientes para sufragar el viaje casi cuatro meses.


Pepe y su perrito Brutus, cumplieron más 8 meses desde que iniciaron su aventura que los ha llevado a recorrer diferentes estados de la república. El viaje inició en Jalisco, siguió hacia Colima, Michoacán, Guerrero, Oaxaca, Chiapas, Campeche, Yucatán, Quintana Roo, Tabasco, Veracruz, Tlaxcala, Puebla, Morelos y Estado de Mexico; y también ha estado en Nayarit, Sinaloa, Baja California, Baja California Norte, Nuevo León, San Luis Potosí, Querétaro, Hidalgo, Aguscalientes, Zacatecas y Ciudad de México.


Su travesia lo a combertido en toda una celebridad:

El límite está en nosotros, agarras confianza y acumulas valor y fuerzas para enfrentar subidas brutales, todo tipo de caminos y también muchos tipos de clima, ese es el reto, dice.

Para los que se preguntan como se mantuvo Pepe y Brutus durante el resto del viaje una vez que sus ahorros se agotaron, debe saber que tomaba fotos de los lugares que visitaba, como los museos, las zonas arqueológicas, los pueblos mágicos, las letras características de cada lugar. Luego las imprimia en papel de buena calidad y las vendia como postales a las que coloca su particular sello: no hay un precio fijo; una moneda, un billete, lo que sea es bueno para continuar y mantenerse en el camino.


En la bicicleta donde viaja, Pepe lleva todo lo necesario para vivir: casa de campaña, un cobertor, una colchoneta, herramientas para reparar la bicicleta, una lona para la lluvia, ropa, pilas con panel solar para el celular, una parrilla con tanques de gas, trastes, comida no perecedera, botellas de agua, bebidas hidratantes, un botiquin con medicamentos, una silla plegable, una caña de pescar resguardada en un tubo que funciona como mástil para la bandera que ondea su orgullo mexicano y, por supuesto, un refugio para Brutus.


Además, tiene un pequeño espacio donde guarda los recuerdos de sus viajes: postales, boletos de museos u objetos representativos de cada ciudad.


REGRESO A TOTOTLAN


Eran las 15:10 horas cuando Pepe y Brutus arribaron a la plaza principal de Tototlán, pero en esta ocasión el recibimiento fue diferente, ahí estaba, además de amigos y familiares, el presidente municipal, Juan Carlos Velázquez, quien le dió un reconocimiento a nombre de los tototlenses Por su valentia al recorrer en bicicleta gran parte del Territorio Mexicano, junto a su fiel compañero de aventura Brutus.

¿Que sigue para Pepe y Brutus? Pues bueno, ahora que regreso a su punto de partida, busca descansar, recargar pilas y planear la nueva ruta que iniciará en 2023, pasando la temporada de frio, para visitar algunos estados del norte del país que le faltan como Sonora, Chihuahua, Coahuila, Durango y Tamaulipas.

Sigue las aventuras de los Nomadas Rodantes en su pagina de Facebook.



Con información de Milenio, El Sol de Tlaxcala y N +

547 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo